Blogia
El Cafelito

De un soplo...

De un soplo... Hoy he intentado borrarte, así, de un soplo. Pero ha sido imposible, porque últimamente estoy prisionera, prisionera de mis propios sentimientos. Atadas tengo las manos y los pies, los ojos tapados y cerrada la boca. Casi no puedo gritar ni respirar, ni moverme de donde estoy.

Ellos mandan sobre mi, sobre mis pensamientos, sobre mi estado de ánimo y quizás ya estoy un poco cansada, verdaderamente cansada. La palabra es decepción pero no es tristeza porque tristeza no siento.

Sólo tengo ilusiones estancadas, que se han quedado dormidas, y esperan ansiosas ser despertadas algún día, pero ese día no llega...

Ojalá de un soplo todo fuera como antes, como cuando yo imaginaba y soñaba, cuando tu imagen no era real, cuando tú solo existías en mis pensamientos, como un amor platónico. Decepción.

Porque ese amor, ilusión, sentimiento...ese algo, ahora me tiene retenida, absorta, conmovida y a veces, perdida...

Ando buscando algo de ti que no encuentro, diciéndome a mi misma que ese espejismo es sólo eso, un espejismo, que ya no existe. Quizás pudo haber existido, pero ya no.

Mientras tanto sigo prisionera, intentando gritarte que me sueltes, que me desates las manos y los pies y me dejes correr libre. Intentando que me destapes la boca para poder gritarte que te marches, para volver a respirar con normalidad, para poder escapar de ti, de este sueño...
Pero tú no lo haces, me tienes retenida, y no me sueltas...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Marta -

A pesar de la tristeza con la que has comenzado, tengo que decirte, que lo principal ya está hecho, la voluntad o deseo de cambio y de mejorar está ahí.

un beso.

P.s: la imagen excepcional, me ha encantado
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres